Inicio Ingeniería en Construcción Así es el nuevo puente peatonal suspendido más largo del mundo

Así es el nuevo puente peatonal suspendido más largo del mundo

Por masterwave
98 Vistas

A 65 kilómetros de Oporto (Portugal), la localidad de Arouca completa los Pasadizos del Paiva con una espectacular estructura de 516 metros de larga, a 175 metros de altura

Puede iniciarse el recorrido en Espiunca o tal vez en el Areinho, se puede caminar hasta ocho kilómetros a lo largo de los Pasadizos del río Paiva… y, de repente, se alza el mayor puente peatonal suspendido del mundo, que se inaugura en breve a unos 65 kilómetros de Oporto.

Estamos en Arouca y nos sorprende la nueva estructura, que despliega sus 516 metros como colofón a un conjunto formado por una red de vías para senderistas. Precisamente, así se va a llamar: «516 Arouca», para que la cifra quede registrada en la memoria colectiva como una imagen de marca, todo un reclamo en estos tiempos de pandemia que corren.

A unos 175 metros de altura y con una anchura de 1,20 de manera uniforme durante su itinerario, la construcción está llamada a reactivar el turismo de los alrededores, tan estancado como la región a causa de la embestida de la crisis. Por eso, las autoridades locales apuestan por no paralizar la «puesta de largo», conscientes de que puede convertirse en el revulsivo que necesitaban.

Su estreno ya sufrió un retraso, debido a las consecuencias sociales y sanitarias derivadas del coronavirus. Las mismas circunstancias que han llevado a la alcaldesa de Arouca, la socialista Margarida Belém, a consultar con un comité de expertos antes de impulsar las reglas que deberán entrar en vigor cuando la obra se materialice definitivamente. Sobre todo, si tenemos en cuenta que este municipio de 22.500 habitantes acumulaba 200 casos activos de la nueva enfermedad antes del 10 de septiembre.

Así, en el puente y en todos los Pasadizos del Paiva se recomienda caminar en grupo, aunque no juntos (salvo las personas que suelan convivir bajo el mismo techo), entre la salida y la puesta de sol.

A la entrada se realizará una medición de la temperatura y, si el resultado fuera positivo, el visitante debe llamar a la Línea de Salud de Portugal, en el teléfono 808 24 24 24, con el objetivo de seguir las indicaciones que reciba.

Los viajeros deben llevar su propio dispensador de gel hidroalcohólico por si desearan lavarse las manos a lo largo del trayecto, teniendo en cuenta especialmente que se recomienda evitar el contacto con los soportes de las distintas superficies.

Pasadizos del Paiva, un sendero de 8,7 km hecho con pasarelas de madera
Pasadizos del Paiva, un sendero de 8,7 km hecho con pasarelas de madera

La venta de entradas únicamente se canaliza a través de internet, pero en todo caso es necesario validar el «ticket» al comienzo y al final, siempre con la mascarilla puesta, una circunstancia que debe prolongarse al acceder al WC o al interactuar con terceras personas. En cambio, el desarrollo del itinerario no requiere la colocación de este dispositivo en el rostro.

Se añaden igualmente unas pautas de comportamiento cívico aptas para todo tipo de contextos: observar la fauna de lejos, no dañar la flora, no depositar basura en la naturaleza, prohibido llevar cochecitos de niño.

Los Pasadizos del Paiva dan acceso a tres playas fluviales, que ofrecen la posibilidad de refrescarse. De todas formas, conviene llevar agua y una mochila para introducir la basura. Y, naturalmente, la ruta incluye teléfonos de socorro, por si se diera tal eventualidad.

Fuente: https://www.abc.es/viajar/destinos/europa/abci-nuevo-puente-peatonal-suspendido-mas-largo-mundo-202009140136_noticia.html

Dejar un comentario